Gustavo Marangoni presenta su libro “Política ATP”

 

Gustavo Marangoni

Presidente del  Banco Provincia y una de las piezas esenciales del dispositivo político de Daniel Scioli, en Gustavo Marangoni convergen los rasgos del intelectual y el hombre de acción y gestión. El lunes 13 de mayo Marangoni presenta en la Feria del Libro Política ATP, una obra aguda en la que cruza dos pasiones –la política y el cine- para reflexionar sobre el poder, los valores, la cultura y los procedimientos que la sociedad emplea para procesar sus conflictos.

Marangoni explica ese cruce porque decidió usar “un arte para explicar otro arte”. Una definición en la que empieza por colocar a la política en la jerarquía de lo artístico: “La política es una ciencia cuando se estudia y es un arte cuando se ejerce”. Y señala que quiso elegir como hilo conductor de su libro: “películas que fueran de las que nos gustan a todos, de las más masivas, porque en todos lados hay, de alguna manera, algún reflejo o alguna narración de cómo es la realidad”.

Así, el lector se cruza con Batman y Superman, con  Don Corleone y con Indiana Jones. Y a través de ellos, con el poder y la política. “La humanidad –dice Marangoni-  vivió la mayor parte del tiempo sin celular, sin automóviles, sin telégrafos, etc., pero nunca sin política. Siempre la sociedad, desde la más antigua hasta el presente, tuvo la necesidad de organizarse y de elegir gente que tuvo la capacidad de gobernar. Pero, a la vez, la concepción de la política cambió mucho. La política de la antigua Grecia era una política de una sociedad de esclavos, con mujeres marginadas. Aun la democracia ateniense, que se ve como un modelo, es una democracia de los propios ciudadanos donde muchos cargos se elegían por sorteo. Ese paradigma ha cambiado muchísimo y hoy tenemos una democracia que evoluciona, porque la democracia representativa del modelo del siglo XVIII o XIX ha evolucionado a estas democracias de opinión en las que nos manejamos hoy, en la que no solo cuentan los grados de representación de la gente y las elecciones para legisladores o cargos ejecutivos, sino también cómo se vincula el gobernante con el gobernado a través de la televisión o tecnologías. Eso impacta en la forma de ejercer el poder y en las herramientas que tienen los ciudadanos para hacerse entender o escuchar”.

Todo relato encierra una concepción del poder, sostiene Marangoni .” Por ejemplo, hay películas como El Señor de los Anillos o Indiana Jones, en las que el poder está puesto como una cuestión negativa, porque el anillo que simboliza el poder es el mal y ese poder se adueña de quien lo ejerce generalmente con una concepción negativa. En Indiana Jones hay una idea muy liberal, de un liberalismo casi anarquista, en la que el poder es algo negativo, es una amenaza sobre las sociedades”. El autor no suscribe ese relato: “Es imposible pensar una sociedad sin poder. En todo caso es importante plantear las limitaciones o equilibrios del poder, pero no creo que se pueda plantear al poder como algo negativo.”

Dejar una respuesta

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>